jueves, 24 de marzo de 2016

Llueve

Llueve... 
Y mi alma se congela. 
Fría y en silencio ella anhela, 
Espera.

Llueve,
Siento el peso de una ausencia, 
Murmura su nombre las hojas muertas, 
La brisa helada, 
La caduca hierba.

¿A quién espero?
Acusada una soledad inmensa,
Aborrece las falsas promesas,
 Suspirando bajo un manto,
 De niebla fría y densa.

Llueve... 
Eterna promesa.
¿A quién espero? 
Me lleva la pena. 
¿A quién aguardo? 
Nadie contesta. 

Hoy llueve... 
Nostalgia y tristeza. 
¿Cuando será corazón, 

Que amainará esta tormenta?